Inicio

ENTRENAMIENTO PARA LA PIEL

Un estudio sobre el tema del bronceado previo demuestra que la piel crea su propia protección antisolar cuando se expone a los rayos UV. Esto es un argumento más que confirma que antes de un viaje con rumbo al sur, es recomendable preparar la piel para el cambio de clima.

Con todas las cosas a tener en cuenta antes de salir de vacaciones, es fácil olvidar que también hay que preparar la piel para una exposición inusual a los rayos solares. Será suficiente acudir al centro de bronceado una o dos veces a la semana antes de comenzar sus vacaciones, de manera que la piel genere una protección antisolar efectiva que le evite eritemas solares.

Este fenómeno natural ya está demostrado científicamente. Para realizar un estudio de la Universidad Técnica de Munich (clínica y policlínica para dermatología y alergología en Biederstein, Prof. Dr. med. Dieter Abeck) 67 mujeres y 32 hombres de entre 18 y 30 años acudieron una o dos veces por semana durante seis semanas a un solario. El tiempo de irradiación variaba entre seis y diez minutos. Antes, durante y después de estos baños de sol se fue midiendo el color y el metabolismo de la piel de los participantes en el estudio.

El resultado de esta investigación confirma que la piel crea una protección propia mediante engrosamiento y descoloramiento cuando se expone a la luz UV. Por otro lado, se produce más cantidad de determinados ácidos que ofrecen a la piel una protección adicional contra los eritemas solares.

De esta forma, podemos preparar la piel de manera óptima para las vacaciones con sólo un par de sesiones en el banco solar. Así, conseguimos un ligero bronceado previo que hace que la piel sea más resistente a la luz natural. Pero evidentemente, esto no significa que durante las vacaciones podamos exponernos al sol todo el día sin protección.
HECHOS DEL BRONC.
Inicio » Hech.&Consej. » HECHOS DEL BRONC. » ENTRENAMIENTO PARA LA PIEL